logo autocosmos Vende tu auto
Gadgets

OMEGA Seamaser Drive, a la conquista de los siete mares

Están disponibles en acero, acero con oro amarillo de 18 quilates y acero, y el muy especial oro Sedna de 18K.

OMEGA Seamaser Drive, a la conquista de los siete mares

En la actualidad, la colección OMEGA Seamaster Diver 300M se muestra más fuerte que nunca y es la notable oferta de cronógrafos la que corona la variedad y riqueza histórica de este legendario marcatiempos profesional.

El Seamaster Diver 300M apareció en 1993 y desde entonces se consolidó como un muy especial y superior instrumento para los exploradores marinos que no solo confiaban ya en el legendario Seamaster, sino que demandaban de un instrumento que les permitiera la funcionalidad adicional del conteo de tiempos parciales para usarse en todo momento y circunstancia. En efecto, los pulsadores del cronógrafo podían operarse libremente debajo del agua, respetando la integridad y estanqueidad nominal que ofrecía todo Seamaster Diver 300M.

La leyenda que hace del OMEGA Seamaster un reloj muy técnico y de versatilidad casi insuperable tiene todo que ver con la pureza de su diseño y propiedades técnicas que, desde su nacimiento en 1948, se han visto mejoradas en aras de la optimización de su resistencia al agua, resistencia, confiabilidad y precisión. Desde aquellas primeras evoluciones del Seamaster, el reloj mostró sus cualidades de alta resistencia al agua a través del empleo de una junta de estanqueidad en el fondo (O-Ring) que aseguraba la hermeticidad.

Un gran salto evolutivo para el Seamaster ocurrió en 1957 con la introducción del Seamaster 300, marcatiempos que elevó notablemente la resistencia al agua y ofreció nuevas características funcionales, como el bisel giratorio y la corona Naiad (que mejoraba la hermeticidad del sello entre la corona y la caja a medida que aumentaba la presión), dando así comienzo a una gran historia de innovación que hoy prosigue.

Con el tiempo, comenzaron a surgir más mejoras de tecnología y confiabilidad, especialmente en los últimos 20 años, con el advenimiento de los nuevos materiales para las cajas y los movimientos. Esa consistencia ha sido el lienzo ideal para la continua evolución del Seamaster, que encontró su cenit con las versiones Diver 300M cronógrafas.

Los cronógrafos del Seamaster Diver 300M ofrecen una muy considerable variedad. Todos ellos, independientemente de sus materiales y terminación, se presentan en cajas de 44 milímetros de diámetro. Los materiales disponibles son acero, acero con oro amarillo de 18 quilates y acero, y el muy especial oro Sedna de 18K. El oro Sedna es una aleación de OMEGA —introducida en 2013— que combina oro de 18 quilates con cobre y paladio, resultando en un metal de tono rosado muy brillante y de elevada durabilidad. Sobre las cajas van montados biseles de cerámica con escalas terminadas en esmalte o Ceragold, la mezcla de cerámica y oro, exclusiva de OMEGA.

Por dentro de la caja, naturalmente se aprecia la firma más representativa de los Seamaster: la carátula grabada con el motivo de las olas Seamaster Diver 300M. Pero el detalle trasciende el diseño, pues las carátulas también están hechas en cerámica. El uso del tenaz material se extiende a los pulsadores para el cronógrafo, concediendo además un grado de detalle y coordinación estética muy contemporáneo.

Mientras que algunos modelos están disponibles con correas de caucho, otros se presentan con brazaletes metálicos pulidos y cepillados, con una nueva y mejorada integración con la caja y el cierre extendible patentado por OMEGA que integra una extensión para que el buceador vista con comodidad y seguridad el reloj por encima de su traje.

Para los amantes de la tecnología y la máxima calidad cronométrica, cada nuevo cronógrafo del Seamaster Diver 300M ostenta la certificación Master Chronometer que confirma el más alto nivel de precisión, rendimiento y resistencia magnética de la industria, de acuerdo con las pruebas celebradas por el laboratorio suizo METAS. Los clientes pueden no solo pueden percibir un funcionamiento preciso y confiable, sino que también lo pueden apreciar a través del fondo de zafiro de los relojes que permite una vista libre del calibre 9900.

Precisamente, el calibre 9900 Master Chronometer fue el primer movimiento cronógrafo de OMEGA que ha sido certificado por METAS. Se presentó en Baselworld 2016 y debutó en el Seamaster Planet Ocean. Este calibre 9900 reemplazó al anterior movimiento automático Co-Axial 9300, presentado unos años antes en 2011. El cal. 9900 emplea una rueda de pilares con embrague vertical para la operación del cronógrafo. Destaca por el ajuste independiente en saltos para la manecilla horaria, una frecuencia de 4 hercios (28,800 alternancias por hora) y una reserva de marcha de 60 horas.

En cuanto a su certificación de METAS como Master Chronometer, ello implica que el cal. 9900 es resistente a campos magnéticos de al menos 15,000 gauss e incorpora un volante con espiral de silicio y ajuste fino mediante tornillos excéntricos y absorción de impactos Nivachoc. Para mejorar la reserva de energía, cuenta con 2 barriletes montados en serie.

Revolution recomienda

Cuéntanos que opinas