logo autocosmos Vende tu auto
Novedades

Motor de arranque: ¿Cuántos metros necesitas para frenar cuando vas a 250 km/h?

Sin considerar además, que en las carreteras hay muchos factores que están fuera de tu control

Motor de arranque: ¿Cuántos metros necesitas para frenar cuando vas a 250 km/h?

A principios de los años 90, Sid Watkins era el médico de la Fórmula 1. El neurocirujano británico se hizo amigo de varios pilotos, entre ellos el brasileño Ayrton Senna, quien falleció en la pista en 1994 y es considerado por muchos a la fecha, como el mejor piloto de todos los tiempos, pero esta es una discusión a la que no me quiero meter, hasta porque me parece inútil. Lo que sí me parece útil ahora es contarles una breve anécdota entre Senna y Watkins. El brasileño conducía su auto en una carretera en Europa con el médico de copiloto. Buscaban una salida hacia un pueblo en una época donde aún no había GPS, es decir, solo se contaba con mapas impresos y letreros en la carretera. De repente le dice Senna a Watkins: “Allá está” y el doctor dice: “¿Dónde?”. “El letrero, a la derecha”, replica Senna.  El médico apenas podía ver el letrero pero Senna ya había alcanzado a leerlo. Esa gran capacidad de visión fue uno de los motivos que le ayudó en su exitosa carrera como piloto. ¿Qué tiene esto que ver con las muertes en la carretera a Cuernavaca? Todo.

Una de las técnicas más conocidas de los pilotos es anticipar los movimientos, es decir, curvas, frenadas, rebases. Para hacerlo los pilotos de Fórmula 1, por ejemplo, aprenden el circuito antes de correr y los de rally tienen a su lado un navegador que le orienta sobre las curvas adelante de ellos. Pero los conductores del día a día no tenemos esas ayudas. Y no las tenemos porque las calles y carreteras no son pistas de carreras y tenemos todos - me incluyo - que recordarlo siempre, para no producir accidentes que pueden ser fatales. Si fuera fatal solo para el piloto, bueno, al menos habría muerto por su responsabilidad, pero puede ser fatal para otros.

El peligro delicioso de las curvas

La carretera que une la Ciudad de México a Cuernavaca es una especie de canto de sirena para los amantes de la velocidad. Con dos o tres carriles por sentido, asfalto casi siempre en buen estado, las curvas de esa autopista son la delicia de los pilotos a los que les gusta correr, que disfrutan la dosis de adrenalina que su cuerpo produce cuando viven cerca del peligro. Y esa hermosa sirena termina llevando muchos a la muerte, como ocurrió hace pocos días con seis personas que corrían en su motocicleta cerca de la zona conocida como Tres Marías. La información, incluso muchos videos, están disponibles en internet para cualquiera que quiera saciar su morbo o entender por qué no hay que correr en una autopista, menos en moto, peor aún a más de 250 km/h, como confesó que iban uno de los afortunados sobrevivientes.

Aunque la pista estuviera libre, es necesario que el piloto tenga muy buena técnica para conducir un auto a altas velocidades en esas curvas. Nuevamente, aún más en una motocicleta. El 29 de abril de 2018, varios amigos venían ahí haciendo lo que es una costumbre de cada fin de semana en esa carretera: corriendo en sus motocicletas. Probablemente por falta de pericia, uno de ellos se estrella en una curva contra otro motociclista, ambos van al guard rail y es el inicio de una serie de choques con varias muertes como resultado, muy parecido a lo que pasó el fin de semana pasado. La diferencia es que en el suceso más reciente, fue la combinación de la alta velocidad con una “curva ciega”, es decir, aquella en la que no vez la salida de la curva cuando entras a ella. Cuando los motociclistas percibieron que el tráfico estaba parado, ya era demasiado tarde, la distancia para frenar no era suficiente, porque para detener un auto que viaja a 250 km/h, que se encuentra en perfectas condiciones, con buenas llantas, en piso seco y con un piloto entrenado, son necesarios por lo menos 350 metros. Una moto frena más o menos en la misma distancia que un auto, aunque depende de la moto y del piloto puede ser un poco más o un poco menos. ¿Qué significa esto? Que si viajas a esa velocidad deberías mantener al menos esa distancia del auto de adelante y ser capaz de ver el camino también en esa distancia como mínimo. No hacerlo es tan irresponsable como un suicidio y tan grave como un homicidio, aunque tengas la vista y la habilidad que tenía Senna.

Sergio Oliveira recomienda

Cuéntanos que opinas