logo autocosmos Vende tu auto
Industria

Motor de arranque: Estos son los modelos con los que Lexus llega a México

Lexus inicia operaciones antes de que acabe este año, con dos sedanes y un SUV para empezar

Motor de arranque: Estos son los modelos con los que Lexus llega a México

Los anuncios buscando colaboradores ya se dejan ver en las redes sociales. La construcción de los primeros distribuidores ya comenzó en las tres ciudades donde estarán primero -obviamente en Ciudad de México, Guadalajara y Monterrey- en esta primera etapa que arranca en diciembre. Pero antes de decirles más sobre cómo iniciará su entrada a nuestro país de Lexus, la marca de lujo de Toyota, les comento un poco sobre qué es y qué podemos esperar de ella.

Lexus nació en 1989, casi al mismo tiempo en que las otras grandes marcas japonesas, Honda y Nissan, lanzaron al mercado sus divisiones de lujo Acura e Infiniti, respectivamente, con la idea de competir contra las grandes alemanas Premium: Mercedes-Benz, BMW y Audi. Particularmente Lexus se ha centrado en mayor medida en luchar contra Mercedes y vaya que ha sido exitosa. Con solo 32 años de vida, ya se encuentra en 70 países y ya ha vendido más de 10 millones de vehículos, casi 1.5 millones de ellos fueron híbridos.

Con autos basados en un principio casi totalmente en los Toyota, desde mediados de la primera década de este siglo Lexus tiene su propio centro de ingeniería, diseño y producción. La gran mayoría de sus vehículos son fabricados en Japón, pero también cuenta con una planta en Canadá.

En un principio casi todos eran sedanes, como dictaba el mercado y el más reconocido de ellos es el LS, su buque insignia que hasta la fecha compite de manera muy exitosa contra el Clase S, el Serie 7 y el Audi A8. Hoy Lexus cuenta (en Estados Unidos) con tres sedanes, cuatro SUV, dos cupés y un convertible, formando una gama muy completa.

Su estrategia de lanzamiento en Estados Unidos fue extremadamente exitosa y logró capturar una parte del mercado que quería lujo, pero también fiabilidad o simplemente, no quería un vehículo de origen alemán estacionado en su cochera.

Modelos y precio competitivo

Otro punto importante en su estrategia fue ofrecer una muy buena relación de valor por tu dinero comparada a los alemanes. No era barato como para quitar el valor de sus productos, ni tan costoso para cobrar el precio de la marca, como hacen los germanos. Incluso hoy, cuando su reconocimiento global ya lo permite, Lexus no llegará a México con productos cuyo precio sea elevado para su categoría.

Los tres primeros productos que llegarán al mercado mexicano son el sedán ES, que compite contra Clase C, Serie 3 y A4, cuenta con motores de cuatro y seis cilindros y su precio deberá empezar alrededor de 900 mil pesos. El LS también estará en las agencias Lexus y su precio inicial deberá rondar 1.7 millones de pesos. La primera SUV que llegará a nuestro territorio será la RX, fabricada en Canadá y muy exitosa desde su lanzamiento. Es rival de GLC, X3 y de la “mexicana” Q5.

Para 2022 deberán traer a su SUV de mayor tamaño, la LX, que tiene como enemiga directa a las GLS, la X7 y la Infiniti QX80. Claro, los productos de Acura e Infiniti son también rivales, pero históricamente han tenido menor aceptación que Lexus, lo que hace que éste encuentre en sus rivales directos más a los alemanes que a los nipones.

En algún momento que mis fuentes no supieron precisar, vendrán versiones híbridas, probablemente del sedán ES y de la SUV RX.

Si en algo quiere también hacer historia en México la marca Lexus es en el servicio a clientes, superando incluso a la misma Toyota, ya que obviamente llegará a un cliente de mayor poder adquisitivo que, pese a su mayor nivel de exigencia, no ha encontrado en México una marca Premium que sea capaz de atenderlos con el nivel de excelencia de los productos que ofrece, con la excepción, tal vez, de Acura. Qué van a hacer específicamente para innovar en el servicio a sus primeros clientes, no lo sé, pero con que brinden una atención cálida, puntual y un servicio que no obligue al dueño de uno de sus autos a regresar para reparar un servicio que no fue bien hecho, ya estarán del otro lado y en la cima de esta montaña.

Parecía lejos cuando Tom Sullivan, entonces presidente de Toyota de México, anunció la llegada de Lexus a nuestro país, pero no hay plazo que no se cumpla y ahora, pese a la pandemia, tendremos el arribo de una marca muy esperada, principalmente por los mexicanos, digamos, “aspiracionistas”. Enhorabuena.

Sergio Oliveira recomienda

Cuéntanos que opinas